Trivium Mexico

Jul 10, 2013
Published in NOTICIAS

Source: Total Guitar – June 2013

EN EL ESTUDIO: TRIVIUM

El artículo de exportación más grande de Orlando – aparte de las orejas de Mickey Mouse – recientemente pasó encerrado ocho semanas en Austin, Texas en casa del líder de Disturbed, David Draiman, y no fue solamente una visita social. Nos pusimos al corriente con el líder Matt Heafy en el Musikmesse de Frankfurt, donde él se presentó en una serie de clínicas de guitarras, para saber todo acerca de las sesiones de la banda para su sexto disco de estudio, un disco que aparentemente incluirá “mierda que es más pesada que cualquier cosa que hayamos tenido... No pesado en el sentido de la velocidad o que sea ‘thrashy’, sino que sea contundentemente pesado y destructivo.”

Aunque las estrellas de metal procedentes de Florida han sido amigos de Draiman por años, fue el escuchar el disco de 2011, ‘In Waves’, lo que inspiró al cantante de Disturbed ofrecer el aplicar su filosofía de producción al estilo de Mr. Miyagi al siguiente álbum de la banda. Matt explica: “Él dijo, ‘Escuchen, siempre he sido su fan, pero por el salto que hicieron creativamente desde su último disco In Waves, sé que están listos, y si quieren trabajar conmigo, a mí me encantaría trabajar con ustedes para que podamos ayudarles a encontrar cómo será el sonido del siguiente disco.’ Así que intercambiamos demos de pre-producción de aquí para allá durante un año mientras estábamos de gira.”

“Cuando nos mudamos a su casa por dos meses, hicimos dos semanas de pre-producción. Seis días a la semana, 12 horas diarias, lo que estuvo de locura. Para ‘In Waves’ hicimos un día de pre-producción durante tres horas. Y estábamos tan preparados que [el productor] Colin Richardson nos dijo ‘Vayamos al estudio.’ Pero David nos dijo ‘No quiero que ustedes estén demasiado comprometidos con el material; quiero que tengan compuestas las canciones, pero que ustedes sean maleables. Quiero tener la capacidad de darle forma a esas canciones sin que ustedes estén demasiado comprometidos con ellas.’ Así que él nos abatió. Esas dos primeras semanas fueron intensas.”

Y cuando se encendió la luz roja, el instructor Draiman no aflojó: “Él es el productor más participativo con el que haya trabajado,” admite Matt. “Digo, los otros chicos con los que hemos trabajado son productores increíbles – hemos aprendido mucho de todos ellos – pero David rompió a cada instrumentista hasta el centro y luego los volvió a construir. Él no quería cambiar gente; eso es lo más grande acerca de él, ‘Vamos a mantener los componentes de lo que es Trivium, pero vamos a inyectar un groove y melodía como los que nunca han tenido.’”

El scan de la revista pueden verlo enseguida (den click a la imagen para ver en tamaño completo / click on the image to read the interview):

Trivium Total Guitar June 2013



Más detalles sobre el "Álbum VI" aquí.

 

Jun 06, 2013
Published in NOTICIAS

RichardThinks.Org tuvo la oportunidad de charlar con David Draiman acerca de su proyecto actual, Device, así como de sus colaboraciones con Megadeth y Trivium. El momento donde hablan sobre Trivium es a partir del minuto 17:00. Aquí la traducción de lo dicho por Draiman:

“Este disco que hicimos va a cambiar sus vidas en todo el sentido de la palabra. Va a cambiar el rostro del metal y no estoy exagerando en ningún nivel. Estoy demasiado orgulloso de ellos por lo que han conseguido. Esto es el siguiente nivel, es Trivium a la décima potencia. Es Matt como nunca lo habían escuchado, más poderoso de lo que lo habían escuchado. La banda ha recibido con brazos abiertos la polirritmia y la síncopa más de lo que anteriormente; la naturaleza progresiva y el desarrollo de los riffs a través de cada canción, adoptando el verdadero groove, ya saben, a lo opuesto a simplemente agregar el doble pedal lo más que se pueda: eso se usó sabiamente, científicamente, de modo que le añadiera un toque de vitalidad, sonando un poco como al estilo de groove metal de Pantera, y ya lo he dicho anteriormente pero lo diré de nuevo: Si tomaran la complejidad y la intrincación del Master Of Puppets y lo fusionaran con la naturaleza más melódica y comercial y la fortaleza de los ganchos que existen en el Black Album (ambos discos de Metallica), eso es el nuevo disco de Trivium. Este es el disco que el mundo del metal ha estado esperando por bastante tiempo y ellos están por patear el culo al metal y no estoy exagerando. Sé que Colin Richardson quedó impresionado mientras mezclaba estas canciones; él ya ha trabajado para estos chicos. Él mismo les dirá que éste es su mejor trabajo a la fecha – todos los que forman parte de su círculo interior que han escuchado las cosas han quedado sorprendidos. Esta es una mierda que los pone en el siguiente nivel.”



Trivium_David_Draiman_2013_zpsc282a49d.jpg



Para más detalles sobre el disco visiten este link.

Jun 01, 2013
Published in NOTICIAS

Sonic State Amped: [entrevista] El líder de Trivium Matt Heafy habla sobre equipo y los planes del nuevo álbum.


Nos reunimos con Matt Heafy de Trivium para hablar acerca de guitarras, equipo y planes para el nuevo álbum de la banda, el cual se grabó este año en sesiones con el productor David Draiman.

Hola Matt, gracias por platicar con nosotros. Primero que nada, vayamos directo con una pregunta sobre el equipo. El sonido de la guitarra en ‘In Waves’ durante el riff inicial es el epítome del clásico resople del metal, y luego en los versos uno encuentra un sonido mucho más moderno. ¿Ustedes toman las diferentes partes de una canción y analizan cuáles amplificadores y guitarras van mejor para esas partes, o se trata más de simplemente llegar al tono correcto en un amplificador?

 

“Con los tonos de guitarra de Trivium en una grabación, siempre hay un tono principal de guitarra rítmica, un tono principal de melodía (uno para Corey, uno para mí), tonos principales ‘lead’ (uno para casa guitarrista), y tonos auxiliares que podamos necesitar; aunque típicamente no hay muchos de esos.
El metal para mí siempre ha tratado de una consistencia en la tonalidad: utilizar un tono singular para el volumen del trabajo requerido – los rítmicos en este caso. El tono que mencionas es solamente un tono de guitarra (con 2 guitarras a la izquierda, 2 en la derecha y de un equipo bastante idéntico – solamente una ejecución física diferente). Cada disco es una combinación diferente de equipo, pero nunca es demasiado complicado; a veces tenemos el tono final inmediatamente, pero en la mayoría de los casos el tono final no se da sino hasta que la masterización se ha completado.”

Está bien documentado que están usando un Peavey 5150 en el estudio, ¿por qué se quedaron con ese amplificador legendario en el metal?

 

“Me he dado cuenta que mi carácter distintivo en el equipo es: Lo que funcione para ti, te va a funcionar. No hay nada correcto o erróneo más que lo que el mismo músico ve. En mi mente, nunca ja habido un mejor amplificador en el metal que el 5150 y todo se engendró de él.
Nuestros amplificadores izquierdo y derecho usados para grabar fueron un original, ‘block letter’ 5150 que de hecho pertenecieron a Eddie Van Halen, Slash, y Sammy Hagar (supongo que ellos se pasaban los amplificadores entre sí). El amplificador central para grabar fue un 3120; todos los cabezales se pusieron en un cabezal Mesa 4x12 (creo que es un A de tamaño regular). ‘In Waves’ también tuvo un ‘block letter’ 5150 original – simplemente preferimos buscar esos en cada álbum.”

Aunque estuvieron usando Axe-FX para los shows, algo que hemos notado que muchos músicos en el metal han estado haciendo durante los últimos años; ¿qué los atrajo a la idea de llevar un aparejo completamente digital hacia el P.A.?

 

“Trivium actualmente usa las unidades de Kemper Profiler Rack en vivo. El tono que usamos en nuestros Kempers es el tono real que Colin Richardson (quien mezcló nuestros álbumes 6, 5, 4 y 3) usó en nuestro sexto álbum. Para nosotros se trata de recibir a la tecnología con los brazos abiertos y minimizar el equipo cuando tocamos. Queremos tener lo menos posible entre nuestras manos y los oídos del espectador. No es para todos – pero sí lo es para nosotros. Los Kempers van directo al P.A. – sin cabinas, sin micrófonos, sin cabezales, sin cosas que no tienen sentido.”

‘In Waves’ tomó bastante tiempo de concretarse como álbum, la gente no podía esperar a tenerlo en sus manos cuando salió en 2011. Cuando hay una gran expectativa como esa, ¿eso eleva el riesgo para ustedes como artistas, como es lo opuesto a un álbum que fue compuesto y grabado muy rápidamente?

 

“Afortunadamente la larga pausa creó un sentido de suspenso para nuestros fans – como sea, la pausa se debió a grandes cambios que ocurrieron en nuestra casa disquera, Roadrunner. Obviamente todo ya está arreglado, pero fue en medio de la adquisición de WEA cuando tuvimos programado comenzar nuestro disco – y no hay necesidad de decir que eso lo retrasó un poquito. Aunque sí prefiero tomar cuanto tiempo podamos durante la creación de un álbum.”

Ustedes han estado en el estudio una vez más, ahora trabajando con David Draiman. ¿Cómo ha cambiado el sonido desde ‘In Waves’, y han cambiado la manera en que trabajan en el estudio?

 

“Lo bonito de Trivium es que nuestros fans nunca saben lo próximo que vamos a hacer; no tenemos miedo de experimentar e ir más allá de los límites de lo que se espera de nosotros. David Draiman ha sido el productor que más se ha inmiscuido de todos con quienes hemos trabajado – él ayudó a Trivium a lograr un álbum realmente monstruoso.
Cada disco que hacemos es grabado de una manera un poquito diferente – ya sea en el lugar o el equipo involucrado, el proceso de composición o el proceso creativo; nos gusta evolucionar constantemente nuestro proceso.”

‘Trollearon’ un poquito a sus fans con algunas referencias de Spın̈al Tap en su página de Facebook, diciendo que el sencillo principal se llamaría ‘Hellhole.’ ¿Ya han decidido cómo se llamará el álbum, y tienen idea de cuándo será lanzado?

 

“Hemos estado diciendo a los fans que se llama ‘Shark Sandwich.’ No tengo idea de por qué usé esa referencia primero – pero me ha encantado todo ese arte hecho por los fans que anda rondando por la Internet. Ya tenemos toda la información del álbum, pero nada de esto será revelado hasta que decidamos el momento. Esperamos hacer el lanzamiento [del disco] en el tercer cuarto de este año.”

Existe una grandiosa foto de Instagram tomada por Paolo en la cual te ves tú en la mezcladora de audio con David Draiman, tú tienes tu Les Paul y pareciera que está conectada a algunos pedales Boss y hacia un 5150. Para aquellos que no podemos tener el placer de trabajar con David, ¿podrías explicarnos la escena de esa foto? ¿Cómo se siente trabajar con él, y cómo suena ese 5150 cuando lo conectan a los micrófonos y funciona a través de las grandes bocinas del estudio?

 

“David fue un increíble productor con quien trabajar. Él nos empujó a cada uno de nosotros más allá de donde típicamente vamos. David ha sido fan de Trivium desde 2005, y nosotros hemos sido sus fans desde el primer disco de Disturbed. Después de escuchar ‘In Waves’ David se nos acercó y nos dijo que sentía que nosotros cinco podríamos hacer algo monumental.
Considero a David un amigo y mentor. Vivimos en la casa de David en Texas, viviendo a un par de segundos del estudio en sí. Fue grandioso estar completamente inmersos en el álbum. El tono de la guitarra es bestial – tendrán que esperar y ver.
El aparejo que usé para los rítmicos fue mi Les Paul Custom classic con EMG 81/85, en un pedal Maxon Overdrive (el grande, color verde claro), conectado a un ‘block letter’ original 5159, en un Mesa 4x12 y con micrófonos 421 y 57. Colin Richardson y Carl Bown ajustaron el sonido en el proceso de mezcla y lo hicieron más aplastante.”

Finalmente, Matt, ¡gracias por hablar con nosotros! Aquí una pregunta estándar de Sonic State que le hacemos a todos – Si pudieras solamente usar una guitarra, un pedal y un amplificador, ¿cuáles serían?

 

“El exacto que usé en este disco: Gibson Les Paul Custom, Peavey 5150, Maxon OD, Mesa 4x12.”

Enlaces de interés:
~ Otro equipo que Matt y Trivium usan es el siguiente: http://kiichichaos.com/friends-you-may-dig/
~ Para más información sobre el amplificador favorito de Matt, el Peavey 5150, da click aquí.
~ Para más detalles sobre el disco visiten este link.

May 31, 2013
Published in NOTICIAS

REVOLVER MAGAZINE (Junio/Julio 2013)



LLEVÁNDOLO AL SIGUIENTE NIVEL
[NUEVOS ÁLBUMES EN PROCESO]

Cuando Trivium estuvo de gira junto a Five Finger Death Punch el año pasado, el líder Matt Heafy fue víctima de una violencia sin sentido. Él, el bajista Paolo Gregoletto y el manager de la banda iban rumbo a casa después de cenar alrededor de la 1:30 AM cuando fueron atacados por una docena de chicos. “Quizá no les agradaba la manera en que nos veíamos,” dijo Heafy. “Uno de ellos nos mostró el mango de su pistola. Me dieron en la cara y a dos de nosotros nos golpearon bastante fuerte.”

La experiencia marcó al cantante y guitarrista más allá de sus moretones, y cuando comenzó a componer canciones para el aún intitulado nuevo álbum de Trivium, él fue arrastrado por una rabia incontrolable. “Tenía miedo de salir de la casa,” explica. “Realmente me sentí bastante decepcionado de la raza humana. Es una verdadera decepción ver de lo que son capaces de hacer los humanos nada más por diversión.”

Heafy compartió su sentir con el líder de Disturbed y Device, David Draiman, quien produjo el disco y lo motivó a canalizar esa emoción en las nuevas canciones de Trivium, las cuales fueron grabadas en un lapso de dos meses en el estudio casero de Draiman en Austin el pasado febrero y marzo. En adición a ayudar a Trivium enfocarse en su furia, Draiman ayudó a Heafy a expandir su rango vocal y romper malos hábitos. “La cantidad de cosas que aprendimos de él fue increíble,” dice el líder de Trivium. “Me enseñó técnicas de respiración que me ayudaron a lograr entre cuatro y seis notas a mi voz, lo cual ni siquiera pensaba que era posible.”

Mientras que el nuevo álbum será líricamente más agresivo que In Waves (2011), no es necesariamente más rápido o más pesado. “Tiene vislumbres de todo lo que hemos hecho a través de nuestros otro cinco discos,” dice Heafy. “Así que algo de él es muy melódico y simplista, algo es complejo, y algo es simplemente brutal.”

Aunque ya ha sido grabado, el álbum no está programado para salir sino hasta el tercer cuarto de este año. “La única razón por la que lo hicimos tan pronto fue porque era el único momento en que David podía ponernos en su horario,” dice Heafy. “Pero es bueno tenerlo hecho.”

Más detalles sobre el disco aquí.

 

La versión en inglés pueden leerla a continuación:

 

 photo revolver_jun-jul2013_zps027e691b.jpg

 

May 04, 2013
Published in NOTICIAS

REVELACIONES PROFUNDAMENTE PERTURBADOS

 

Source: Metal Hammer June 2013



En Trivium se mantienen ocupados en el álbum número seis con una cara familiar en las labores de producción.

Después de haber creado un disco bestialmente monstruoso con ‘In Waves’ en su estado de origen, Florida, y habiendo trabajado con el renombrado productor Colin Richardson, Trivium hubieran sido fácilmente perdonados por repetir la exitosa fórmula para su siguiente disco que aún no tiene nombre. En vez de eso ellos hicieron la audaz jugada y se dirigieron a Austin, Texas a trabajar con nada más ni nada menos que el vocalista de Disturbed (y ahora Device) David Draiman en su estudio casero. Nosotros nos dirigimos a su casa para ponernos al tanto con ambas partes mientras tomaban un descanso de la grabación y les preguntamos cómo surgió esta innegable y sorprendente unión.

“Hemos trabajado con algunos de los mejores nombres en el metal, así que nos dijimos ‘¿Ahora adónde vamos?,’” comienza el bajista Paolo Gregoletto. “Ni siquiera sabíamos que David quería producir bandas así que no hubiéramos pensando en pedírselo si es que él no se hubiese acercado a nosotros. Pero cuando él explicó cómo quería que sonara el nuevo álbum de Trivium nos dimos cuenta que compartíamos la misma visión.”

“He estado produciendo durante años pero apenas comencé a poner mi nombre en los últimos discos de Disturbed,” explica David. “Con Trivium se trató tan solo de ver su potencial. Cuando hicieron ‘In Waves’ en 2011, pensé que habían dado un gran salto, la manera en la que ellos abrazaban la melodía… ellos elevaron las expectativas de manera significativa.”

“Cuando David me mostró el disco de Device supe que lo habíamos conseguido,” añade el cantante y guitarrista rítmico de Trivium Matt Heafy. “Dije, ‘¿Hiciste esto tú solo?’ y ahí fue cuando supe que él era un gran productor y compositor. Por lo general uno se puede dar cuenta cuando alguien hace un disco por sí mismo, porque no hay un oído externo. Pero al escuchar esto quedé sorprendido.”

La composición del nuevo álbum comenzó tan pronto como se completó ‘In Waves’ y el grupo pasó más de año y medio elaborando las canciones, mandando las primeras grabaciones a David, quien les devolvería ideas y críticas para que la banda incorporara en su siguiente ronda de demos. Los preparativos continuaron una vez que ellos llegaron a Texas, con un agotador proceso de pre-producción que tomó lugar antes de que cualquier grabación formal comenzara.

“Eso fue realmente duro,” ríe Matt, “Fueron 12 horas al día durante dos semanas… David realmente pateó nuestros traseros.”

“Esa fue la diferencia más grande a comparación de cualquier otro disco que hayamos hecho a la fecha,” explica Paolo. “ La pre-producción no se trató de que nosotros aprendiéramos las partes y las ensayáramos — se trató de profundizar en todos los aspectos de las canciones, especialmente las voces y la batería. Fue ‘¿Cómo vamos a mejorar esta parte?’”

“Su habilidad melódica de escuchar algo que nunca había escuchado antes y que luego se le ocurra un gancho que vaya encima de eso es sorprendente,” añade Matt. “Es como cuando escuchas improvisar a un guitarrista clásico bastante habilidoso — eso es lo que él puede hacer con su voz. Él ha sido un apropiado quinto miembro.”

“Inclusive con la música él nos ha impulsado a expandirnos en nuevas cosas,” Paolo suena entusiasmado. “Por ejemplo, cuando se cuando nos ocurría un riff muy cool y nos decía ‘Muy bien, cuando lo hagan por segunda vez incluyan algunas variaciones,’ así que teníamos versos donde los riffs evolucionaban y expandían a lo largo de la canción. Como él dice, nosotros somos músicos capaces y no hay razón por la cual debamos quedarnos en algo porque sea fácil, o repetirnos a nosotros mismos nada más porque sí. La gente realmente se va sorprender por la cantidad de complejidad que hay en un lapso muy corto de tiempo.”

“Para ser honesto contigo, ellos son algunos de los mejores músicos con los que he trabajado,” admite David, regresando el cumplido. “Ellos son eficientes, ellos son serios con lo que hacen y siempre quieren más, ellos están abiertos a recibir sugerencias y están dispuestos a continuar evolucionando las cosas. Ha sido una experiencia maravillosa.”

Un cambio final y significativo ha sido que en vez de grabar primero todos los instrumentos para todas las canciones, antes de trabajar con las voces (como la banda hizo con los otros discos), el grupo ha estado trabajando canción por canción. Este fue un movimiento inusual y astuto que les ha permitido ser inconmensurablemente más flexibles con las composiciones.

“Nos ha dado más tiempo de grabar las voces de Matt,” concluye el guitarrista Corey Beaulieu, “porque esas normalmente se hacen a la carrera al final. Y tenerlas ahí significa que no hay notas que chocan cuando escribo los leads. Porque de otro modo llegas al final y Matt tiene que cambiar ya que realmente no se puede cambiar la guitarra en ese punto,” él ríe. “¡Esto significa que no nos tenemos que casar con algo que no nos gusta por el resto de nuestras vidas!”

Un Nuevo ‘Device’ (Dispositivo)
Cinco cosas en las que esperamos que Davey D. beneficie


1. RIFFS. Todos sabemos que estos chicos de Florida saben hacer riffs grandiosos, así que tenemos la confianza de que el señor de las dos "D" mantendrá esa fina tradición de forma brillante.

2. GANCHOS. A Trivium nunca se les ha hecho difícil componer una canción pegadiza o tres, pero con Davey involucrado los resultados podrían ser espectaculares.

3. GROOVES. Si hay un sinónimo para el trabajo diario de David, son los grooves de Disturbed que brincan monolíticamente y son ridículamente contagiosos, así que crucemos los dedos para que él contribuya con eso en Trivium.

4. PESO. ¿Cómo logras que un gran riff suene colosal? Con una producción seriamente pesada, por supuesto. Aquí estamos hablando de alto nivel.

5. OOH WAH AH AHS. De hecho, pensándolo bien, quizá éstos deberían dejarse fuera del disco. Sólo una idea, Dave. Sólo una idea.

Para poder ver el scan en tamano completo da click a la siguiente imagen:

 photo MetalHammer_June_2013_zpsc0f59647.png



Si toman el y/o la traducción de nuestro sitio, por favor respeten los créditos correspondientes.

Para más información respecto al "Álbum VI" pueden consultar este artículo.

 

May 01, 2013
Published in NOTICIAS

A principios del mes pasado Matt Heafy participó en la convención de Musikmesse en Frankfurt (Alemania) y Flula Borg tuvo la oportunidad de entrevistarlo en exclusiva para Gibson Guitar. Aquí podrán encontrar la traducción de la charla, así como el video de la misma:

 

Matt comienza diciendo que suele ir a ese tipo de convenciones con los otros b̶a̶s̶t̶a̶r̶d̶o̶s̶ chicos de la banda, pero que ellos tuvieron que quedarse en casa y esta vez le tocó ir a él a representar la palabra de Trivium y el metal, pero que a pesar de todo le ha ido bien, sobretodo ese día, ya que pudo tener una sesión pública y responder cuestionamientos de los fans de Trivium.

 

Sobre su instrumento favorito Heafy responde que es su guitarra Les Paul Custom; que incluso desde antes de que él naciera, su papá anhelaba tener un hijo que tocara Les Paul y pareciera que eso vino impreso genéticamente en su cerebro. Luego cuenta que tuvo su primera guitarra a los 11 años y que hizo audición para entrar a una banda de pop-punk llamada Freshly Squeezed y la canción que tocó fue “Dammit” de Blink-182, pero que no la tocó bien y no lo aceptaron, cosa que le rompió el corazón. Luego le empezó a gustar el metal un par de meses después gracias al Black Album (Metallica), practicando todo el tiempo, aprendiendo las canciones; después audicionó para Trivium a los 12 y logró entrar a la banda y ha tocado Les Paul Customs durante toda su carrera, a excepción de un año (cuando estuvo con Dean Guitars). Así que ahora lo que hizo con Epiphone fue darles la Les Paul Custom que ha tenido desde chico y hacer que ellos fabricaran algo que fuera lo más cercano posible a ella y que fuese una guitarra que tanto él como sus fans pudieran tocar, que sea la misma que él toque en el escenario. Y ahora después de 2 años de trabajo lograron su objetivo y esa es la guitarra que ha estado tocando en esas clínicas y en los shows en vivo, y además el precio de la guitarra es accesible, porque los fans son jóvenes y hay muchos que quizá apenas se van adentrando en el metal y están por adquirir su primera guitarra, y él quiere que puedan comprar algo de calidad.

 

Por último, su consejo para quienes deseen adentrarse en la música: “Tú puedes tocar cualquier cosa que hagan otros e incluso llegar a ser mejor que ellos si realmente le dedicas tiempo. Cualquier cosa se puede lograr, pero hay que trabajar para ella, y tal vez no sea fácil, pero es posible si te empeñas.”

 

 

Enlaces relacionados:

Abr 05, 2013
Published in NOTICIAS

 


Al encontrarse su banda multiplatino Disturbed en hiato, el cantante David Draiman está aprovechando al máximo su tiempo con una serie de proyectos. Además de liderar Device, su nuevo grupo inclinado hacia el sonido industrial, él también recientemente prestó sus habilidades de producción para el próximo álbum de Trivium.

Hace poco Loudwire tuvo una entrevista con Draiman donde abordaron una serie de temas y cuentan que él estaba particularmente entusiasmado sobre su trabajo al producir el nuevo disco de Trivium, calificándolo como un “momento decisivo” en la carrera de acto metálico de la banda de Florida. A continuación podrán leer la charla con Draiman, específicamente respecto a su trabajo con Trivium:

Recientemente finalizaste la producción del nuevo álbum de Trivium. ¿Cómo surgió eso?

Estuvimos hablando de hacerlo durante años. La primera vez que realmente ocurrió fue definitivamente cuando Trivium estuvo como banda de apoyo de Disturbed en una gira por Australia – esto fue después que el álbum ‘In Waves’ ya había salido y pensé que ellos habían dado algunos pasos bastante agigantados con ese disco, melódicamente y en términos de lo que es la fuerza de sus canciones. Fue entonces cuando tuve algunas conversaciones con ellos que decían cosas como, “¿Saben? Sería una buena idea trabajar juntos, porque creo que ustedes han abierto la puerta a algo y tienen capacidades increíbles y me gustaría ayudarles.”

Tuvimos más y más conversaciones con el transcurso del tiempo y ellos vinieron a Austin, Texas, en una ocasión mientras estaban de gira y yo les puse algunas canciones del disco de Device y hablamos un poco más acerca de hallar el modo de concretar esto y hallar el tiempo para estar juntos y lo hicimos. Empezaron a enviarme material y empecé a enviarles comentarios sobre el material y comenzamos a comunicarnos en una especie de pre-producción, por Internet en primer lugar, después a través del teléfono y luego al final de la segunda semana de enero vinieron a mi casa aquí en Austin.

Fueron básicamente dos semanas de intensa pre-producción de 11 AM a 11 PM, seis días a la semana, después fue poco más de un mes de grabación. Una vez que terminábamos todo, lo ejecutábamos con bastante rapidez, pero hubo un montón de trabajo y preparación involucrados. Estos chicos aprendieron y crecieron mucho y han hecho un disco que va a ser un momento decisivo en su carrera.


¿Hiciste alguna aparición como vocalista invitado?

No, todo se trató sobre Trivium. Todo lo que hice fue ayudarles como productor. No se trató de hacer una aparición especial en esta unión en particular, a pesar de que ellos lo pidieron. Realmente sentí que esto debía ser algo que era sólo suyo y estoy muy, muy orgulloso de ellos. Pienso que han crecido mucho y aprendí mucho y y ellos son músicos increíblemente buenos – grabarlos fue fácil, no tuvimos que editar. Fueron tan precisos que uno no tenía que esforzarse mucho, fue fácil trabajar con ellos.

 

 

Para más información respecto al "Álbum VI" pueden consultar este artículo.

 

Abr 03, 2013
Published in NOTICIAS

Source: Rock Sound #173

 

EL LÍDER MATT HEAFY NOS DA UN ADELANTO DE LO QUE SERÁ EL PRÓXIMO ÁLBUM DEL CUARTETO. ADVERTENCIA: SUENA UN POQUITO MOLESTO…

 

Entrevista: Rob Sayce | Traducción: Viry Abernethy.

 

Manteniendo la esencia

 

“Uno puede sentir la calidad orgánica y una vibra humana en este disco; la manera en que lo hemos hecho es muy a lo old-school (la vieja escuela). No hay nada de auto-tune o trucos de estudio. Queríamos que se sintiera real, pero no perfecto. Si no podemos lograr algo la primera vez, lo hacemos una y otra vez hasta conseguirlo.”

 

Trabajando con una cara nueva

 

“David [Draiman] ha estado muy involucrado con cada aspecto de la creación del álbum, es algo que no hemos experimentado antes. Sus habilidades para la composición y sus trucos para la melodía son increíbles, así que fue capaz de darnos un montón de nueva perspectiva en nuestras canciones, y trabajó con nosotros tan, tan duro. Es intenso, pero increíble.”

 

Jóvenes molestos

 

“Líricamente, este álbum es muy intenso, directo y molesto. Mucho de esto es frustración por la manera en la que veo que está yendo el mundo, la forma en que los humanos se tratan los unos a los otros y la corrupción en los medios. Es un disco molesto, pero no quiero que parezca como que no hay luz al final del túnel. En vez de volverme loco o dejar que me consuma, estoy creando arte como mi válvula de escape, expresándola manera en que me siento sobre mí mismo y mi vida. Hay tantas bandas que están escribiendo cosa sin sentido, muchas cosas egoístas y misóginas, así que necesitaba explorar las cosas en ese sentido.”

 

Sobrecarga técnica

 

“Algunas de las cosas que estamos haciendo con este disco van a impresionar a la gente. David nos ha hecho presionarnos a nosotros mismos más duro que nunca, y como resultado de esto está la evolución de nuestro sonido y de nuestra manera de tocar; es súper técnico pero con grandes melodías. En lo que respecta a las voces, he expandido tanto mi rango y he probado muchos enfoques. Si comparas mis primeras tomas vocales de estas sesiones a las más recientes, sueno completamente a un cantante diferente. Hemos llegado a mucho, y esto es exactamente lo que necesitamos para llevar a Trivium al siguiente nivel.”

 

Haciendo lo que dijiste que harías

 

“Cada canción en este álbum está hecha para tomarse en vivo. Hemos pasado mucho tiempo trabajando 12 horas sólidas al día, condensando los temas para que sean lo mejor que puedan ser, y asegurándonos que podamos tocarlos en cualquier lado, desde el club de punk rock más pequeño al escenario principal de un festival. Tenemos una nueva dirección, y no puedo esperar a que la gente lo escuche.”

 

Para ver el reportaje en tamaño completo den click a la siguiente imagen:

 

 

Rock Sound 173 May 2013

 

Si toman el y/o la traducción de nuestro sitio, por favor respeten los créditos correspondientes.

 

Para más información respecto al "Álbum VI" pueden consultar este artículo.
Mar 26, 2013
Published in NOTICIAS

 

Source: MATT HEAFY TALKS NEW ALBUM!


¿Cómo se tomó la decisión de tener a David Draiman como productor del nuevo disco?


Voy a retroceder y contarles la historia completa. Cuando Disturbed hizo su primer tour, yo tenía como 16 o 17 años. Era Danzig como banda principal, Six Feet Under como apoyo directo y Disturbed como teloneros. Ese fue el primer show en el que vi a Disturbed. Pasaron los años… en 2005, terminamos nuestro show en Chicago – éramos banda soporte de Danzig, éramos los segundos de cinco para la gira de Danzig/Kataklysm, y dio la coincidencia que David Draiman estaba en ese show. Él se acercó y nos dijo, ‘Oigan chicos, ustedes son increíbles, he sido fan de ustedes por un tiempo,’ y a nosotros nos dejó perplejos que al tipo de Disturbed le gustara nuestra banda. Así que eso fue todo – fue un pequeño encuentro. Pero luego coincidíamos de vez en cuando en alguno que otro show, y nos mantuvimos en contacto.

 

Un día recuerdo que en Internet vi la foto de uno de nuestros fans que traía puesta una playera de Trivium, posando con David Draiman, quien vestía una sudadera de Trivium. ¡Eso fue tan chingón! Él es un verdadero fan. Así que nos volvimos amigos y comenzamos a toparnos de vez en cuando, y luego él nos llevó a nosotros y As I Lay Dying en su gira como líderes de cartel en Australia y Nueva Zelanda. A partir de ahí comenzamos a llevarnos un poquito más, y luego estuvimos juntos en el Mayhem. En Mayhem, le di una copia de In Waves y le dije ‘Hombre, gracias por todo el apoyo estos años, espero que te guste nuestro nuevo disco.’

 

En la última fecha del tour, se nos acercó [y me dijo que] quería hablar conmigo, y me dijo que nunca antes había sentido que estábamos listos para dar el salto, antes de ahora. Y cuando escuchó In Waves, supo que Trivium estaba listo para dar el salto. Que siempre ha sido un gran fan, pero cuando escuchó las canciones y el poder de composición que estaba en In Waves, quiso trabajar con nosotros. Y dijo que si queríamos trabajar con él, que él quería trabajar con nosotros. Y naturalmente nosotros dijimos que sí, que nos encantaría.

 

Sabíamos que trabajó con Disturbed en la producción, pero más en lo que refiere a las notas, pero nunca supimos realmente lo que hizo, hasta que un día nos tuvo en el estudio y pudimos dar un vistazo a las cosas de Device. Y tan pronto como lo escuché yo dije, ‘Muy bien, ahora sé quién ha estado haciendo esto – sin quitar créditos a Disturbed, porque sé que se necesitan a esos cuatro tipos para hacer lo que es, pero cuando escuché los ingredientes que realmente amaba como cantante y compositor en las cosas que David estaba haciendo con Device, me di cuenta que los ingredientes que estaban en eso eran los que amaba de Disturbed, y dije que en definitiva David es un productor.

 

Después de que escuchamos eso, nos dimos cuenta que teníamos que trabajar juntos. Así que nos pasamos demos los unos a los otros – posiblemente durante más de un año. Comenzamos a escribir los demos antes de que saliera In Waves, cosa que siempre solemos hacer, no porque tengamos que hacerlo sino porque nos sentimos inspirados. Entonces le pasamos un montón de demos, él nos devolvía notas, y mantuvimos una [especie de] biblia. Y seguimos haciendo eso durante todo el ciclo de la gira. Y no lo hicimos de manera regimentada, simplemente sentimos que era un buen momento para trabajar; nosotros trabajábamos y le enviábamos cosas a él, y él nos daba sus buenas críticas, y las canciones se fueron haciendo mejor y mejor con la distancia. Finalmente fijamos un horario y nos mudamos con él durante dos meses. Y se hizo el disco, y ahora estamos de vuelta en casa.

 

¿Qué tipo de productor fue él?


Él ha sido el productor que más se ha involucrado en lo que hacemos de todos con quienes hemos trabajado. Digo, Jason Suecof y Trivium empezaron trabajando juntos. Hemos hecho tantos discos juntos que pienso que ya no podemos hacerlo más; hemos aprendido todo lo que posiblemente podríamos haber aprendido unos de los otros. Pudimos trabajar con Nick Raskulinecz en Shogun, de quien aprendimos mucho; trabajamos con uno de nuestros héroes de la producción e ingeniería en el metal, Colin Richardson, en In Waves, y nos fue genial. Y todos siempre han estado muy involucrados con nosotros al decirnos, ‘Oigan, queremos hacer esto juntos.’ Pero David fue inclusive más participativo, de una manera grandiosa.

 

Lo vimos como que fuera una asociación, todos nosotros trabajando juntos para hacer las mejores canciones como nos fuera posible. Y con David, él estuvo en todo. Lo que fue sorprendente fue que él nunca quiso pasarse de la raya – él nunca quiso cambiar lo que éramos. Eso fue algo importante que nos dijo en un principio, ‘Quiero que esto todavía sea Trivium, pero vamos a llevarlo al siguiente nivel.’ Él tuvo aspectos de – no cambios líricos, sino sugerencias líricas – maneras de ayudar aún más en el punto donde estaba la canción. Eso es algo que nunca había hecho antes; nunca había escuchado a un productor decir, ‘¿Qué estás diciendo en esta canción?’ Y cuando él fue el primero que me preguntó eso, le di la misma respuesta que estaba dando para las entrevistas durante In Waves, la cual fue ‘Bueno, eso es algo que no se puede interpretar,’ y él me dijo ‘Sí, sí, esto está bien,’ pero él sintió que eso tendría que dirigirse a uno u otro lado, y yo nunca había tenido eso anteriormente, alguien que fuera capaz de ayudarme a mirar el punto de lo que trataba la canción y ayudarme a reducir el mensaje que estaba tratando de transmitir.

 

Trabajamos en las voces – él me ayudó a ganar entre cuatro y seis notas en mi rango vocal superior, cosa que es algo que nunca pensé que fuera posible. Él me estaba diciendo que realmente quiere que tenga un entrenamiento vocal más avanzado, lo que es algo que quise hacer cuando vaya a Nueva York – voy a recibir lecciones de voz con la entrenadora vocal Melissa Cross. Él me estaba animando al decirme, ‘No tienes idea de lo que realmente eres capaz de hacer.’ Fue muy cool escuchar eso en esta fase de mi carrera. Digo, ya es el sexto disco. Pensé que había nacido con un rango vocal y eso era todo, pero él me dijo que no, que eso no era verdad. Me enseñó la pose correcta para estar de pie, a respirar bien, cómo cantar, fue tanto. Me ayudó a derribar todo lo que había aprendido y volverlo a construir durante las sesiones de pre-producción.

 

La pre-producción fue algo que no había visto antes. Del disco pasado, la pre-producción fue solamente durante un día porque estábamos tan preparados cuando llegamos, porque estuvimos practicando los demos de nuestras canciones como por ocho meses. Esta vez, cuando íbamos a comenzar a trabajar con David, él dijo, ‘No quiero que conozcan demasiado el material.’ De hecho ni ensayamos como banda para nada de las cosas nuevas; lo compusimos todo en nuestras computadoras, tuvimos que aprendernos los riffs, y él dijo que el punto era que quería que fuéramos maleables, para que cuando trabajara con nosotros como banda, no sufriéramos de ‘demo-itis.’ Ese es un término muy real con el que tuvimos que lidiar antes, donde nos habíamos encariñado con algo en la forma del demo, porque nos acostumbramos tanto a eso. Él no quería que eso pasara, así que no permitió que pasara al ayudarnos a no conocer demasiado las cosas.

 

Esta pre-producción fue de dos semanas, seis días a la semana, 12 horas al día, lo que la convierte en la pre-producción más brutal que he hecho en mi vida. Podríamos haber ido increíblemente preparados como hicimos con In Waves, pero con eso de la cosa maleable, él dividió cada canción – él trabajaba quizá una canción al día, una vez que le agarramos la onda a las cosas. Él trabajaba en todo, desde la batería – para que Nick tuviera un patrón de donde va a tocar a 10, tocando puro doble bombo con todo su poder y habilidad, y David le diría, ‘No, no, saca estas notas aquí, estas notas de este instrumento, no hagas eso en este instrumento,’ y de repente él sacaba esta parte increíblemente groove, algo diferente a lo que habíamos hecho anteriormente.

 

Él me ayudó a mejorar las partes de guitarra, porque teníamos cosas que estábamos repitiendo cuatro, ocho o inclusive 16 veces, y nos diría, ‘¿Por qué siguen repitiendo eso?’ Nosotros diríamos que eso era lo que estábamos haciendo, pero él lo cambiaría de forma tal que cada que sucediera el riff, progresara un poquito más, y eso fue algo que no habíamos hecho antes – nunca habíamos tenido algo donde un riff solamente tocara durante cuatro barras o solamente tocara una vez y luego siguiera progresando. Él nos ayudó con cada instrumento, cada canción, ayudando a crear melodías – su habilidad para crear melodía es una de las cosas más asombrosas que he visto.

 

Si alguien puede imaginar a un guitarrista virtuoso levantarse a tocar la canción e improvisar algo realmente técnico y llamativo, bueno, David puede escuchar una canción una progresión de acorde o una melodía de bajo una vez, y después de escucharla en una ocasión, se le pueden ocurrir melodías sorprendentes que la acompañen, y cada vez que trabaja con eso, dentro de dos minutos de haberla escuchado por primera vez, él puede crear ganchos increíbles encima de ella. Nunca había visto eso antes. Fue asombroso ver su habilidad para la construcción de la melodía en un instante.

 

¿Grabaron en su casa? ¿Cómo se compara la atmósfera a la sesiones previas?


Ember to Inferno, Ascendancy y Crusade se grabaron en la casa de Jason Suecof, que en ese momento era un almacén que él transformó en un estudio casero, así que estábamos realmente acostumbrados a ese sentir de estudio casero y de hacer las cosas por nosotros mismos, donde todos se dirigirían a su casa y vivir en la casa de sus padres o dondequiera que estuvieran viviendo en ese momento. Con Shogun, vivimos en Franklin, Tennessee, y todos vivíamos en un departamento, así que nos dirigíamos al estudio en la mañana, el cual estaba a cinco o diez minutos de distancia. En In Waves, yo vivía en mi casa y manejaba al estudio todos los días – al estudio Paint It Black, que es propiedad de Elvis Baskette, quien es un ingeniero y productor fantástico. Pero con éste [disco nuevo], sí, estuvimos en casa de David, y una de las alas de su casa, sobre una de sus cocheras, es un estudio completo. Pero no es un estudio en el sentido tradicional donde uno halla habitaciones, cabinas y todo eso. Es básicamente una habitación que convirtió para tener un escritorio y una computadora realmente impresionante, así como bocinas de monitor. Y eso es realmente lo que uno necesita estos días para sacar un gran disco, en lo que refiere a la grabación. Grabamos todo en esta habitación a excepción de la batería. Las voces, guitarras, todo fue ahí. Rentamos un estudio de batería justo frente a la calle – uno de sus vecinos es dueño de un pequeño estudio casero en donde grabamos la batería. Fue genial poder salir de nuestra habitación, comer en la casa y estar en el mismo edificio como el estudio, así que realmente estuvimos viviendo y respirando el disco a todas horas, seis días a la semana. Teníamos libres los domingos, solamente para relajarnos. Fue realmente fantástico – trabajar entre seis y doce horas diarias, seis días a la semana.

 

¿Has tenido algunas mejoras como guitarrista en este álbum?


Creo que sí. Me parece que algo grandioso en este disco ha sido encontrar nuestras identidades, quiénes somos. Siento que nuestra manera de tocar guitarra rítmica – y eso es algo que David dijo al inicio, él nos dijo, ‘Sé que ustedes saben quiénes son con las guitarras rítmicas. Sé lo que ustedes pueden tocar. Sé lo que ustedes son capaces de hacer con estas cosas increíbles, pero se trata de tocar algo con lo que uno se siente cómodo, que se enfoque más en la melodía y en el groove que en presumir lo que uno puede hacer.’ Con Shogun mostramos a todos lo que éramos capaces de hacer, y progresamos como músicos técnicos, pero en In Waves pensamos que lo mejor era usar la simplicidad, y en éste [el más nuevo] me parece que fue el matrimonio perfecto de tocar con lo estemos más cómodos. Donde nadie realmente toque más allá de sus capacidades, donde si fuéramos a tocarlo en vivo nadie podría hacerlo.

 

El tocar guitarra lead [líder] es algo realmente importante que David me ayudó a afinar porque escuché algunos de los solos que Corey estaba grabando y son las cosas más técnicas que él haya hecho. Y estuvieron mucho más allá de mis capacidades como músico, que le dije a David que no sabía si debería hacer shredding, ya que Corey lo estaba haciendo tan genial que yo quizá me viera como que no supiera qué diablos estaba haciendo. Y él me dijo, ‘escucha, adhiérete a la melodía.’ Así que a través de su estímulo para tocar mi guitarra lead, pude encontrar – no un nuevo estilo de tocarla, sino adoptar algo que siempre ha existido en todos los discos de Trivium, o incluso los solos que hice en el disco de Roadrunner United, o cualquier momento que toco un solo que va un poquito en la dirección del blues melódico… realmente adopté eso en este disco, porque como dije, Corey está haciendo unas madres realmente increíbles en este disco que me hicieron sentir que tenía que ser identificablemente diferente a comparación de él… así que David ayudó a cada uno. Creo que las cosas más grandes que necesitaban más ayuda de un productor en este disco fueron las voces y la batería, y él realmente nos ayudó a Nick y a mí a progresar.

 

¿Usaste equipo nuevo en este álbum?


En cada disco que hemos hecho siempre buscamos el Peavey original 5150 [cabezal] con las iniciales. Para los guitarristas hay dos versiones de la 5150, una con la firma de Eddie Van Halen en el lado derecho y una con sólo las iniciales EVH. Ésa es la primera edición, y son los que considero los amplificadores más grandiosos del mundo. Es el que At The Gates usó en Slaughter of the Soul, y el que me parece que usaron todas las bandas de Gotemburgo, así como todas las bandas modernas.

 

Pudimos conseguir uno con nuestro buen amigo Chris Kelly, que es uno de los principales en Peavey. Y este cabezal en realidad le perteneció a Eddie Van Halen, y luego se lo dieron a Slash, después me parece que Slash se lo dio a Sammy Hagar, y luego de alguna manera volvió a Chris Kelly, y ahora él lo tiene y le dijimos que teníamos que usarlo. Y pues lo usamos con uno de los pedales Maxon overdrive, el cual siempre habíamos usado – es un Maxon grande y grueso color verde claro y una cabina Mesa Boogie tradicional (no de gran tamaño) de 30 pulgadas con un micrófono integrado 421 y SM57. Una fórmula de metal bastante sencilla y moderna para grabar el amplificador. Usé mi Les Paul Custom original que tengo desde que tenía 12 años. En mis solos, no hecho mucho de esto, hice un poquito aquí y allá, usé un wah y un phaser. Recuerdo que cuando era niño no quería aprender partes de guitarra que tuvieran pedales, porque por alguna razón consideraba que no eran partes reales – no sé qué era eso. Pero en la mayoría de mis solos hay muchas texturas.

 

In Waves fue algo así como un progreso para Trivium, en términos de abandonar la imagen típica del metal. ¿Van a seguir ese camino en este disco?


Siento que eso fue un riesgo para nuestra banda anteriormente, en términos de acabar con lo que teníamos que hacer, en cómo nos deberíamos ver, y siento que tuvimos éxito. La única parte de la que me arrepiento es no haber podido finalizar los vídeos de muchas partes que quería hacer – yo tenía escrita una historia completa e increíble. Pero con éste todo es obvio para nosotros; hemos aprendido cómo trabajamos como banda, y todavía hay cosas que tenemos que hacer. Todavía tenemos que hacer las fotografías promocionales y esas cosas, pero siento que la imagen de esta banda después de In Waves es como un comienzo de todo… este disco va a ser más como nosotros ahora más que nunca. Pero como no hemos anunciado el título del álbum, no hemos anunciado nada que tenga que ver con lo que está pasando con el disco aparte de que está terminado, creo que eso nos da espacio para jugar un poco con todo. Pero creo que es más increíble de lo que haya estado.

 

¿Están trabajando con algo de los mismos artistas visuales que en la ocasión anterior?


No, de hecho estamos usando nueva gente para todo. El único constante es Ramon Boutviseth, quien hizo nuestros vídeos. Todo los demás es diferente. Estamos usando un fotógrafo diferente, un artista diferente para el álbum… Quiero un nuevo estilo por completo debido a que tuvimos una partida tan radical con el productor. Realmente quise construir desde cero.

 

La alineación del Mayhem Fest fue anunciada esta semana y no están en ella. ¿Trivium estará de gira este verano?


No vamos a hacer giras sino hasta finales de julio, y lo primero que haremos será participar en festivales europeos. Tocaremos en Wacken otra vez, y en algunos festivales donde nunca hemos tocado. Ésa es la única cosa que tenemos en nuestro calendario ahora: tocar en los festivales europeos.

 

Cuando van de gira, ¿piensan en la audiencia cuando van a armar su setlist? Por ejemplo, cuando estuvieron con Asking Alexandria, me sorprendió que no tocaran Anthem, de The Crusade – a esos fans probablemente les hubiera encantado esa canción.

 

Eso hubiera sido probablemente una buena idea. Sí, hicimos tantas cosas diferentes el año pasado – nada más en Norteamérica fuimos banda soporte para In Flames, Dream Theater, Asking Alexandria, Five Finger Death Punch. Cuatro bandas completamente opuestas donde siento que uno en realidad no podía poner a cualquiera de esas bandas en un mismo cartel, pero de alguna manera fuimos apoyo directo para cada una, excepto de Five Finger. Y originalmente tuvimos algo de motivación por parte de la disquera y de nuestros managers para adaptar los sets un poquito para cada tour, y estábamos pensando, ‘Quizá deberíamos ser un poquito más progresivos y pesados para Dream Theater, y poner cosas que parezcan breakdowns o tengan un toque ochentero para los chicos a quienes les gusta Asking Alexandria,’ pero después dijimos, ‘simplemente toquemos lo que le gustaría escuchar a los fans de Trivium. Si fuéramos los headliners (líderes de cartel) para solamente fans de Trivium, ¿qué les gustaría escuchar?’ y eso fue lo que hicimos. Y siento que cualquier enfoque tendría sus ventajas, pero al hacerlo de esa manera, realmente nos establecimos a nosotros mismos por quienes somos, y vamos a tocar lo mismo sin importar con quiénes andemos de gira. Así que cuando hicimos el tour de Dream Theater, sí, quizá debimos haber empezado con algo como Torn Between Scylla and Charybdis, algo que tenga un sonido de guitarra ostentoso, pero en vez de eso abrimos con una canción que tuvo casi todo en la cuerda baja en D. Y fue bueno. Creo que fue solamente una declaración contundente de quiénes somos y lo que vamos a tocar.

 

Finalmente, ¿cuál es tu meta con este álbum?


Es curioso porque no sé si pensé mucho en eso al involucrarme en esto. No sé si sea una cosa buena o mala. En mi mente – como la mayoría de la gente tiene metas en su vida de lo que quieren hacer, o lo que quiere llegar a ser – y no es que quiera imitarlos, pero Iron Maiden han sido héroes enormes para mí porque siempre han tocado exactamente lo que quieren tocar, se han visto exactamente como quieren verse, y han hecho cosas a su manera sin siquiera adaptarlo a alguien o algo, y simplemente han establecido su legado donde puedan tocar en cualquier lugar del mundo frente a personas que están unificadas con ellos a través del amor por la misma cosa. Y sigue siendo una gran inspiración para mí que muchas de las bandas que son héroes para nosotros hagan eso. Ellos no se presionan a sí mismos en tener que ser algo, y eso es en lo que trabajo. Algo por el estilo, donde sigo haciendo la música que quiero hacer para los fans que amamos y que nos han ayudado a estar donde estamos. Pero está en mi mente que siempre puedo hacerlo mejor y que siempre puede ser mejor. No es que no esté contento, pero sé que puedo ser un cantante mucho mejor, puedo gritar mejor, puedo ser un mejor guitarrista, un mejor compositor, y todas esas cosas, y quiero seguir trabajando en eso para también ser una mejor banda en vivo, para que así podamos tocar mejor un mejor set, en mejores lugares, frente a mayores cantidades de personas. Ese tipo de cosas – sólo trabajando constantemente para hacer todo mejor.

 

Pueden leer los detalles conocidos sobre el “Álbum VI” y más aquí.

 

Feb 05, 2013
Published in NOTICIAS

 

Source/Fuente: Entrevista Gibson: Matthew K. Heafy
English Version here

 

Gibson Guitar en Español charló con Matt sobre sus nuevos modelos Epiphone signature: Epiphone Ltd. Ed. Matt Heafy Les Paul Custom y la Ltd. Ed. Matt Heafy Les Paul Custom-7 seven-string, consejos para grabación, técnicas en el estudio y algunos detalles inspiradores.

 

Gracias por esta charla y felicitaciones por el lanzamiento de tus modelos signature. Háblanos del proceso desde que se comenzó a hablar de esta guitarra…

Era la primera o segunda vez que participaba en la feria musical Frankfurt Musik Messe en Alemania y tuve la oportunidad de conocer a Jim Rosenberg (Presidente de Epiphone). Él sabía de mi gran amor por las guitarras Epiphone y Gibson, hablamos y en el curso del día eventualmente me dijeron que Epiphone quería hacer un modelo signature Matthew Heafy.


Sobra decirlo que estaba absolutamente sorprendido. Algo muy importante para mí cuando estábamos pensando sobre mi modelo signature, fue la creación de un instrumento no sólo que supliera mis necesidades en el escenario y en el estudio sino que también fuera de un precio accesible al público, para quienes aprecian la música que hago. El hecho de que Epiphone estuviera de acuerdo en esta difícil tarea, hizo que todo lo que ha rodeado el proyecto sea increíble. Con Epiphone hemos creado el perfecto instrumento y finalmente lo tenemos disponible.


Has mencionado en algunas entrevistas que el saxofón fue tu primer instrumento, ¿cómo fue la transición a la guitarra?

Inicialmente comencé con la guitarra como a los 11 años de edad. Para todos los chicos tomar una guitarra hace parte de ese pasaje en nuestras vidas en el que queremos ser cool. Mi padre siempre tocó la guitarra, así que de cierta forma quería emularlo en su habilidad como guitarrista versado. Y poco a poco lo alcancé, ensayando mucho y practicando con mi primera banda, un grupo de pop-punk.


Viviendo en Orlando (Florida) y no siendo muy expuesto a lo que era el metal, el pop-punk y ska era todo lo que rodeaba mi conocimiento musical. Mis ‘habilidades’ no se podían considerar como un verdadero talento y no podía entrar a una banda. Con esa frustración y tratando de encontrar algo nuevo, un compañero de clase me prestó el ‘Black Album’ de Metallica. Ese álbum de Metallica fue mi primera inmersión en el metal, y desde esa primera experiencia sabía que era la clase de música para mí. Así que el régimen iba de 1 a 6-8 horas por día. Me encerraba en mi cuarto y practicaba, trataba de aprender la mayor cantidad de música que pudiera. Al interpretar “No Leaf Clover” en octavo grado en un concurso de talento con un compañero mío en la batería, me permitió una audición en una banda de la escuela secundaria local, esa banda es Trivium… el resto es historia.


Para guitarristas que no están familiarizados con un instrumento de siete cuerdas, ¿cómo llegaste a ella?

Como guitarrista siempre buscamos fuentes de inspiración para potenciar nuestros nuevos sonidos, ritmos o lo que sentimos; algunas veces ese elemento puede ser un pequeño detalle, una nueva táctica o en otras una cuerda extra. Desde que comencé a seguir a John Petrucci tocando con Dream Theater y Ihsahn tocando en el disco último disco de Emperor: Prometheus: The Discipline of Fire and Demise, definitivamente me inspiré en tratar esa guitarra con la ‘cuerda extra’. Y cuando comenzamos los ensayos me di cuenta que estaba escribiendo música como nunca antes lo había hecho y encontré nuevas formas de explorar y enfrentar la música. Sin haber completado todas las opciones de las seis cuerdas, definitivamente sentía que era el momento de un cambio.


Con el tercer disco de Trivium – ‘The Crusade’ – se puede notar que con la séptima cuerda se abría un nuevo vocabulario en la instrumentación que no teníamos en nuestros discos anteriores. Para el momento de ‘Shogun’, los muchachos en la banda ya se habían acostumbrado a la séptima cuerda. No es para todos, pero si puede funcionar para quienes quieren encontrar nuevas dimensiones en el sonido y forma de tocar.


¿Qué consejos tienes para los guitarristas que están comenzando?

Todo lo que has oído o visto en otro músico o instrumento (en este caso la guitarra) tú lo puedes hacer. Todo lo que se ha hecho se puede repetir con práctica y una correcta ética de trabajo. Una de las cosas que considero más importantes es tener un sitio especial para practicar, un lugar en el que nadie te moleste y en el que puedas retarte constantemente.


Obviamente si estas solo practicando y es algo informal, puedes tocar en cualquier parte, en el sofá, viendo televisión o cualquier lugar. Pero si quieres mejorar tu nivel y tomar en serio, la palabra clave es disciplina. Ese lugar especial de práctica te permitirá oír cada nota que tocas, alejarte de distracciones, tener una adecuara postura sentado o de pie y hacer todo con calma y con un metrónomo.


Aprendí hace tiempo, gracias al video instruccional de John Petrucci ‘Rock Discipline’, que el metrónomo es uno de los elemento más importantes para cualquier músico.

Tienes que decidirte en lo que quieres mejorar, conocer tus fortalezas y debilidades y encontrar ejercicios o crear ejercicios que puedan fortalecer tus debilidades. Y con todos ejercicios, riffs o canciones, involucrar el metrónomo. Trabaja tu música en un tiempo lento y trabaja en aumentar poco a poco hasta que tengas la velocidad en la que te sientas cómodo.

La guitarra es como practicar cualquier deporte, tienes que trazarte metas, crear un plan para mejorar y gradualmente ir fortaleciendo los numerosos aspectos de lo que significa tocar guitarra.


¿Qué te puede hacer indicar que debes usar una guitarra de seis o siete cuerdas?

Quizás sea un asunto más científico, que involucra el rango de tu voz, entonación, un amplio rango de notas musicales, etc. Y se debe completar con eso que sientes como músico. Cuando te sientas con una guitarra de seis o siete cuerdas creas riffs y música de una forma diferente. Con el próximo disco de Trivium se que debía ser con una guitarra de seis cuerdas, con mi proyecto alterno – Mrityu – sabía que debía confiar en la de siete cuerdas para crear riffs mucho mas técnicos. Cuando tienes una guitarra de siete cuerdas sabes que te enfrentas a tocar de una forma más técnica. Una vez lo entiendes es algo natural.

 

Imaginamos que estarás llevando tu nuevas guitarras custom al estudio. ¿Cómo te estás preparando para esas sesiones de grabaciones?

Ya he completado cerca de ocho meses con la segunda ronda del prototipo de la guitarra MKH Prototype Epiphone Les Paul Customs (6 y 7 cuerdas) en la gira (más de 16 meses de gira mundial en el ciclo) y sé que son guitarras de gran fortaleza y soportaran todas mis exigencias. Ambas estarán conmigo en Austin (Texas) donde estaremos trabajando en el sexto disco de Trivium.


Para estas sesiones hemos estado escribiendo por más de un año y tenemos revisadas entre 25 y 30 canciones y nos decidiremos por las mejores 15-18 de ellas. Hemos estado ensayando mucho para producir demos impecables, con la ingeniería de nuestro bajista y genio de Apple Logic, Paolo Gregoletto, tanto en guitarras y voces. Y esas canciones las he estado oyendo constantemente en el gimnasio o cuando manejo, tratando de que la música se quede en mi cabeza. Y fuera de los ensayos de estas canciones quiero asegurarme de mantenerme en forma para tocarlas, cantar, improvisar en la guitarra y trato de cantar regularmente para asegurarme que mi voz este fuerte y bien para el momento de la grabación.


¿Cómo trabaja Trivium con los arreglos antes de iniciar una sesión? ¿Cuánto trabajan como grupo en esto?

Cuando se tienen 25-30 canciones para elegir un grupo de 15-18 para el próximo álbum hay constante trabajo en lo que tiene que ver con la música. Somos muy exigentes entre nosotros mismos, tratando de hacer las mejores canciones para nuestros discos, esto quiere decir que constantemente re-escribimos y revisamos el material hasta que consideremos que esté listo.

Típicamente por estos días 1 de los 3 guitarristas (el bajista Paolo toca guitarra y escribe también) crean la mayoría, luego completamos la canción con Apple Logic en forma de demo para presentarlas al grupo. Desde ahí si no hay cambios comenzamos a trabajar en el demo adecuado. El proceso de arreglo en la banda varía de canción a canción, pero definitivamente dedicamos tiempo a escribir.
Hemos estado trabajando en canciones, desde uno hasta siete días a la semana mientras estuvimos en la gira el año pasado.


¿Cómo ha cambiado la dinámica en el estudio con el paso de los años? Algunas bandas trabajan más en el estudio, usan mas overdubs... otros se relajan más. ¿Cómo es ese estilo de trabajo para ustedes?

Con cada álbum siento que la composición de canciones va mejorando. Y creo que eso tiene que ver con la constante practica en la guitarra. Entre más prácticas, mas canciones escribes, mejor eres al momento de hacerlo. No todos los guitarristas son compositores y no todos quienes saben la técnica de shredder o con entrenamiento clásico pueden escribir una canción.


Lo que he aprendido con la composición es que el peor momento para escribir es cuando tienes la clara meta de escribir una canción. Mi mejor material para este álbum, y quizás el mejor de todos los discos anteriores, ha surgido cuando estoy ensayando o practicando, con un riff que surge de un momento cualquiera. En algunas ocasiones incluso algunas letras o coros vienen a mi cabeza, por ejemplo el coro de "Throes Of Perdition" me llegó a la cabeza mientras esperaba mis maletas en el aeropuerto internacional de Orlando, luego corrí a grabarla en mi teléfono para asegurarme que no se me olvidara.


En la banda, somos consientes que solo escribiremos lo que seamos capaces de tocar y cantar en vivo. No usamos trucos, cosas pre grabadas, músicos de acompañamiento u otras ayudas en vivo. Todo lo que hacemos en el estudio lo hacemos en vivo y debe ser hecho por los cuatro músicos de Trivium en el escenario.

 

Para esos músicos que graban en casa, en sus sótanos, salas, etc., ¿puedes dar algunos consejos para encontrar el tono y lograr una reproducción fiel, micrófonos, etc.?

Para quienes están en casa quiero decirles que cuando tocan en casa y si hacen demos no necesitas una gran cantidad de procesadores, amplificadores, necesitas un set simple. Si trabajas para mejorar hay que practicar y practicar que te permite realmente oír lo que estas tocando, sin mascaras, tal como sale de tu guitarra.


Mi set de práctica en casa y de gira es exactamente el mismo, un Roland Micro Cube, una cómoda banca, un stand para la guitarra, para que no la dejes contra la pared y un metrónomo Siempre toco con baja ganancia para realmente enfocarme en lo que estoy haciendo, así en el estudio y en el escenario. Siempre quieres oír lo que los guitarristas están tocando, no lo que su distorsión produce.


Para demos, en Trivium usamos Apple Logic, un amplificador Line 6. Para los demos de Mrityu uso una interface que conecto a mi computadora, Apogee Duet. Si estas en un estudio y de ese demo depende que te firmen o si estas en una banda con contrato, pues usar la mayor cantidad de equipo que tengas disponible. Si tienes acceso a amplificadores originales Peavey 5150 y 5150, con una ecualización que hayas estudiado. Y para mayor seguridad, nunca subas todo hasta 10 u 11.

En vivo, Trivium usa Fractal Ultra. Creo que entre menos elementos hayan entre mis manos y los oídos de la audiencia es mucho mejor. En el estudio, sin embargo, nunca usamos amplificadores digitales para una grabación real, pero para demos, lo mejor es ser simples.

 

¿Tendremos sorpresas en el próximo álbum de Trivium?

Es muy difícil de decirlo sin ensenar la música, pero lo que sí puedo decir es que nuestro siguiente disco tiene todo lo mejor que hemos hecho en nuestros cinco álbumes anteriores, todo en uno solo.

A comienzos de este año tuviste un show acústico por primera vez háblanos de esa experiencia…

Increíble, fue una sensación muy interesante pues sentí gran nerviosismo antes del primer y segundo show. Nunca me pongo nervioso con los shows de Trivium, luego de hacer muchos, pero con los acústicos es diferente. Creo que me sentí como al comienzo y por fortuna todo salió muy bien. Estas presentaciones se hicieron para eventos benéficos.